Seleccionar página

¡MUEVETE!

20 Abr 2022

El cuerpo humano no está diseñado para adoptar un estilo de vida sedentario. Es cierto que hoy en día y desde las últimas décadas, estamos habituados a llevar un estilo de vida diferente al de antaño.

Dependiendo de las horas que trabajemos, los quehaceres en el hogar, ocuparse de la familia, los hobbies que podamos tener, todo esto nos agota tanto física como mentalmente y en consecuencia hay mucha gente que llegar al final del día sin ganas de hacer nada, algo completamente comprensible.

Por eso vamos a repasar algunos de los beneficios que nos aportará el realizar ejercicio físico para así poder enfocarlo desde un punto diferente, tomárnoslo como como una inversión de salud y animarnos así a movernos un poco pensando más en lo que conseguiremos en un futuro que lo que conseguiremos en esa hora de ejercicio.

La carga laboral que podemos acarrear debido al estrés que nos genera el día a día en el trabajo puede ser muy alta. Esas preocupaciones por temas económicos, algún problema familiar, cualquier cosa que nos ronde la cabeza y nos genere malestar o preocupación.

 Realizando ejercicio físico podemos liberar parte de ese estrés, además de ocupar la mente en una actividad que durante un rato podrá hacer que nos olvidemos de esas preocupaciones que nos siguen a lo largo del día, y que, en ocasiones no nos dejan nunca.

Como es sabido, el realizar deporte o ejercicio físico libera endorfinas (esas famosas hormonas de la felicidad). Son segregadas por el cerebro y el sistema nervioso central. Al ser liberadas recorren todo el organismo a través de la sangre generando así, sensación de bienestar y a veces hasta euforia. Podemos decir que funciona como un antidepresivo natural.

Si nuestro cuerpo presenta un nivel bajo de endorfinas podemos tener una serie de consecuencias negativas como: tristeza, irritación, cambios bruscos en el estado de ánimo e incluso puede hacer que seamos más propensos a desarrollar problemas de salud como depresión, ansiedad…etc.

Por eso consideramos que no se le da la suficiente importancia a hacer ejercicio. No hablamos única y exclusivamente de ir al gimnasio, podemos salir a trotar, a dar un buen paseo, dar una vuelta por el monte, incluso hacer ejercicio en casa si tenemos la posibilidad. En definitiva, se trata de realizar cualquier actividad física que nos guste, ¿te encanta bailar? Pues ya tienes 2×1. ¿Te gusta el judo? No te lo pienses, anímate. Andar en patines, pilates, escalada… las opciones son infinitas y los únicos límites, los pones tú.

Hemos visto solo algunos de los beneficios a nivel psicológico y mental, y aún podríamos seguir redactando todo lo positivo que nos aporta el realizar ejercicio. Imagina cuando nos pongamos a hablar de los beneficios que nos supondría a nivel físico, fortalecer musculatura, ligamentos, mejorar la digestión…

¡Quédate por aquí y descúbrelo con nosotros!

OFERTA DE LANZAMIENTO: ENVIO GRATUITO

X

El momento de suscribirte a nuestra Newsletter y obtener un 5% dto. en tu primera compra es ahora.

¡Te has suscrito correctamente!